Ir a www.generalcable.es/Productos/Catálogoonline/tabid/365/Default.aspx Ir a www.polytherm.esIr a www.eficam.es
noticias

Smart Metering: ¿Oportunidad o apocalipsis cibernético?

Autor Gerardo Salvador, secretario de A3e y fundador de Seinon. Artículo    Fecha: 19/12/2017
Twittear
Compartir en Facebook

Gerardo Salvador se muestra entusiasta sobre el futuro de los Smart Meters, pues IoT va a permitir conectar datos de energía, además de producción, hábitos de consumo o desplazamientos.

Se dirigía hacia su casa en coche, con la posición bien determinada por el GPS incorporado en su móvil, trazando el mismo recorrido que seguía todos los días al salir de su trabajo. Era casi matemático el hecho de que llegaría a la puerta en 35 minutos. El centro de recolección de datos Smart Meter indicaba claramente que no podía haber nadie más en la vivienda, pues por el nivel de consumo registrado desde las 8 de la mañana estaba claro que no se había conectado o desconectado ninguna carga en las últimas 10 horas. Esto parecía simplificar el arresto policial, pero justo la curva de consumo de su vecino había aumentado de golpe, indicando que también él había llegado ya a casa.

Cuando alcanzó la puerta de su garaje, y tras saludar al vecino, ya lo estaban esperando con una orden judicial para entrar en su vivienda. Le mostraron su historial de compras por Internet en donde se veía claramente la adquisición de halógenos y fertilizantes en cantidades lo bastante grandes como para llamar la atención, así como el aumento inusual de la curva de potencia de su vivienda durante los últimos 20 días. Cuando entraron en el jardín, era obvio lo que iban a encontrar: una plantación de marihuana, creciendo saludablemente al calor generado por la energía eléctrica, se abría paso en el patio interior. La comercializadora cortó la energía de inmediato sin necesidad de enviar a nadie allí.

Esta historia de ciencia ficción, que podría guardar cierto paralelismo con la famosa novela 1984 de George Orwell, es un ejemplo de lo que podría estar por venir en todo lo referente a los Smart Meters ¿Es bueno que tengamos contadores inteligentes? ¿Va en contra de nuestra privacidad el Internet of Things? No pretende este artículo resolver estas preguntas, pero sí al menos dejar algunas pistas de lo que es ya una realidad en cuanto a este fascinante mundo que aglutina tecnología, comunicaciones y energía.

Open Smart Grid Protocol

Desde que en 1972 Theodore George Paraskevakos desarrolló un sistema de monitorización para usarlo en emergencias, mucho se ha avanzado al respecto. Los Smart Meters se comunican hoy día a través de Internet como un dispositivo más de lo que se denomina el Internet of Things y ya son capaces de conectarse o desconectarse de forma remota y leer tanto electricidad como gas y agua.

El Open Smart Grid Protocol (OSGP) es uno de los protocolos que se utiliza en Europa con este fin. Pueden cablearse pero también comunica de manera inalámbrica a través de la red celular, WiFi, redes malladas MESH, LORA, ZigBee, Wi-Sun y otros muchos protocolos que en este momento no tienen un estándar de mercado lo suficientemente amplio como para determinar cuál será el predominante en el panorama internacional. Otros muy populares de momento serían el ANSI C12.18 que se usa en el mercado norteamericano, el IEC 61107 que se usa en la Unión Europea, y también hay una tendencia en el uso del conocido protocolo TCP/IP en estos dispositivos.

No obstante, para el consumidor doméstico o la empresa, la gran ventaja del Smart Meter no radica en los protocolos abiertos de comunicaciones (que simplemente serían medios para leer del contador), sino en la gran capacidad de análisis que permiten de los consumos. Actualmente, a través de software de terceros se puede leer en casi cualquier contador de este tipo y, lo que es mejor, descargarse al instante tanto curvas de carga como cierres de facturación, proporcionando a los gestores energéticos una información muy valiosa para conseguir un fin mucho mayor: aumentar la eficiencia energética de los consumidores.

Contadores inteligentes

Nuestro país está realizando un tremendo esfuerzo en materia de Smart Meter. Siguiendo el plan de Smart Metering establecido en diciembre de 2007 para clientes finales de hasta 15kW, antes del 31 de diciembre de 2018 España tiene que haber renovado unos 26 millones de contadores operativos, según cálculos del Ministerio de Industria.

Es decir, nos queda algo más de un año para saber si somos 100% Smart Meter. Lograr esta meta cobra especial importancia en un momento en el que la Unión Europea ha fijado, para 2030, reducir un 40% las emisiones de gases de efecto invernadero con respecto a 1990; aumentar un 27% de la producción de energía procedente de renovables y aumentar un 30% la eficiencia energética. Todos los Estados miembros deben estar haciendo esfuerzos para dejar de consumir estas cantidades de energía provenientes de la quema de combustibles fósiles, pasarse a las renovables y optimizar consumos. Y es más que evidente que no se puede optimizar nada que no se pueda medir.

Tradicionalmente, siempre han sido los analizadores de redes los medidores usados para obtener información de calidad de la red o consumos... Pero todo esto, aparte de suponer un coste debido a que una persona debía desplazarse para colocar el analizador, dejarlo medir y volver a recogerlo, también tenía la desventaja de que únicamente proporcionaba una fotografía puntual del consumo, ya que en el momento de desconectar el analizador se perdía la medición.

La red de Smart Meters permite sin embargo poder acceder de forma continua al contador e incluso mejorar su resolución, ya que a través de pasarelas IP se pueden obtener lecturas cada pocos minutos, que en el caso de grandes consumidores de energía como industrias, permiten un ajuste y control mucho mayor para adecuar los procesos productivos a la demanda. ¿Resultado de poder leer toda esta información? Ahorro en euros, en energía y en emisiones.

Ante este punto de bondad de la red, uno podría pensar que si es tan fácil acceder al contador, sería también fácil hackear la red. Pues efectivamente, como cualquier sistema informático, podríamos encontrarnos en un entorno de pesadilla en el que unos ciberatacantes usaran sus recursos para bloquear la energía a toda una ciudad, con el caos que supondría. Aunque para muchos no será un consuelo, en palabras de algunos expertos de UK y Alemania, se necesitarían de unos recursos tan desproporcionados para llevar algo así a cabo que sería casi imposible.

A pesar de las dudas que pueda generar tanta conectividad, el futuro de los Smart Meters es apasionante, pues el IoT va a permitir conectar no sólo los datos de energía, sino los de producción, hábitos de consumo, desplazamientos, compras por internet, llamadas telefónicas... Quién sabe si cuando uno vaya a comprar un electrodoméstico, antes de agregarlo al carro de compra, la comercializadora te podría mandar una alerta de contratación de aumento de potencia con un descuento asociado al electrodoméstico en cuestión...

 

 


 

>>>Volver a Opinión

>>>Volver a la portada

      RSS Opinión
Partners
Ir a www.asociacion3e.org/Ir a www.anese.es

©2015. PREFIERES.es, ofrece toda la información sobre eficiencia energética y rehabilitación de los edificios. Es un portal de ERES Networking - Fevymar, S.L. Su utilización está protegida por ley y cumple las siguientes Condiciones de uso.