Echa a andar el hub de comunidades energéticas locales de la Comunitat Valenciana

Echa a andar el hub de comunidades energéticas locales de la Comunitat Valenciana

Echa a andar en Valencia un hub de comunidades energéticas locales que, coordinada por AVAESEN, contará con apoyo del IVACE y de la Conselleria de Vivienda y Arquitectura Bioclimática, Unión de Consumidores y la Asociación de Administradores de Fincas, además de las dos cooperativas que hoy día desarrollan estos proyectos en la autonomía, Sapiens Energia y Enercoop.

La iniciativa permite crear este espacio común en el que compartir innovación e iniciativas, además de mejorar los procedimientos administrativos e impulsar un modelo energético basado en el protagonismo inequivoco de las energías renovables municipio a municipio. De hecho, el hub desarrollará acciones de formación, información, difusión y acceso a financiación, liderando el movimiento de las comunidades energéticas de energías renovable en España.

El papel de las comunidades energéticas locales

El elemento común es empoderar el papel de las comunidades energéticas locales, que se convierten en nuevo actor al permitir el intercambio de energía limpia entre ciudadanos, entre comunidades de vecinos, urbanizaciones o comercios. Se trata de un trueque que favorece la sostenibilidad y el acceso a las energías limpias de manera asequible.

Actualmente, ya hay cuatro de estas comunidades en Valencia, concretamente en los municipios de Albalat dels Sorells y de Canet d’en Berenguer, a cargo de Sapiens Energia, y en Crevillent, a cargo de Enercoop; también en la pedanía de Castellar Oliveral,  impulsada por el ayuntamiento de Valencia. En las próximas fechas IVACE autorizará nuevas comunidades energéticas locales en más municipios de la autonomía para ir extendiendo este modelo participativo, transparente y sostenible de generar energía de proximidad para la ciudadanía.

Para Marcos J. Lacruz, presidente de AVAESEN, “las comunidades energéticas locales dan respuesta a la necesidad de integración total de las renovables en la vida de los ciudadanos, empoderando a los consumidores, haciéndolo además con un modelo de reparto de riqueza y generación de valor e inversión local”. Agrega que apoyándolas “fomentamos un modelo de innovación abierta que tendrá repercusiones positivas en toda la cadena de valor energética”.

Por su parte, la directora general del IVACE, Júlia Company, considera que las comunidades energéticas locales se convierten en “elemento clave” en la transición a un modelo energético sostenible y más democrático, puesto que persiguen además de los fines económicos, “fomentar la participación ciudadana, la utilización de las cadenas de suministro locales y brindar oportunidades de empleo, manteniendo el valor de la generación de la energía dentro de la población local”. Por ello, apunta que  “desde el IVACE no sólo hemos sido pioneros en la puesta  en marcha  ayudas específicas para comunidades de energías renovables, sino que vamos a elaborar, con la colaboración de los diferentes agentes,  un Plan de Acción para fomentar la implantación de comunidades energéticas locales en el territorio valenciano”.

Pioneros en este modelo colaborativo

La Comunitat Valenciana se convierte así en uno de los territorios pioneros en la implementación de este innovador modelo de generar, usar y gestionar la energía de manera colaborativa. Su papel radica en facilitar la participación proactiva de los amplios sectores de la sociedad sobre la cadena de valor de la energía, siempre desde una posición local en cuanto al territorio donde operan y en cuanto al beneficio socio-económico que generan.

Además, desde la Unión Europea se impulsa este tipo de iniciativas, bajo el paraguas del European Green Deal, donde la energía es ya un eje principal en la recuperación económica y el impulso industrial.

 

Publicar un Comentario